El cantautor mexicano Samo estrenará sencillo y vídeo “No voy a morir de amor” el 24 de julio

Sin apasionamientos desaforados, con madurez y serenidad, anteponiendo la propia dignidad y entendiendo que a nuestras vidas llegan muchas personas interesantes, pero no siempre es el amor lo que nos vincula, llega “No voy a morir de amor” el último sencillo del cantautor mexicano Samo, que estará disponible a partir del 24 de julio en diversas plataformas y cuyo vídeo, de minimalista factura, fue grabado en Boca del Río, Veracruz, bajo estrictas medidas sanitarias.

En entrevista con el Diario, el artista se refiere a “No voy a morir de amor” como un tema “hecho para cantar a todo pulmón, bailar y gozar al máximo, acompañándose con un buen tequila y con nuevos conocidos, o como cada quien quiera curarse ese mal de amores”.

Samo encontró en un libro de Walter Riso las bases y los fundamentos para crear un tema que invita a no “engancharse” en relaciones tóxicas y empecinarse con un amor no correspondido o de sufrimiento unilateral.

“En un viaje que hice a España, llegó a mí un libro titulado “Manual para no morir de amor”, del psicólogo italiano Walter Riso. Luego de leerlo y atravesar por una situación sentimental crítica, cambió mi perspectiva del amor y me sirvió para escribir el tema ‘No voy a morir de amor’”, explica Samo, exintegrante de la banda Camila.

Agregó que no es ficción ni entretenimiento musical, pero sí una realidad que todos atravesamos en algún momento de nuestras vidas, pues hay quienes sufren porque el amor les pide demasiado, luchan contra el rechazo, la incertidumbre y viven obsesionados al punto de convertirlo en algo irracional, angustiante y muy tóxico.

Con “No voy a morir de amor” Samo le canta a la felicidad de haberse liberado de una relación sentimental mal correspondida, que daña o enferma: “¿Cómo amar sin morir en el intento? Sí ya no te quieren, aprende a perder y retírate dignamente”.

Esencia

La pieza musical se complementa con el trabajo creativo del español Abraham Mateo, quien ha realizado la producción de artistas de calibre internacional como Ivy Queen, Belinda, Jennifer López, Drake Bell, Becky G y Manuel Turizo, entre otros.

En “No voy a morir de amor”, Mateo logra destacar la esencia interpretativa de Samo y fusiona los sonidos programados de las producciones del pop contemporáneo con la ejecución de instrumentos orgánicos.

El sencillo sale a la luz el 24 de julio en todas las plataformas digitales, contando con un videoclip grabado en Boca del Río, Veracruz, durante la cuarentena con las medidas sanitarias necesarias; y una producción minimalista en la que destaca la dirección de fotografía en medio de un escenario natural y orgánico.— Emanuel Rincón Becerra

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*